miércoles, octubre 18, 2006

EN DÍAS GRISES...

En días grises como hoy me acuerdo de mi soleado y ya incipientemente lejano verano. Me acuerdo de Gierassimo y de Erik y de Bert. Vamos, que me acuerdo del sexo. Del sexo pasional y experimental, del sexo que se sabe con fecha de caducidad. En días grises como hoy vuelvo a la realidad de mi vida sin sexo frecuente, sólo esporádico y nunca con el señor Maravillas.
Sí, lo sé, ya le estoy dando vueltas otra vez a lo mismo. Y es de idiotas. Recuerdo que este verano, cuando aún no podía creerme mi dicha y mi suerte al mirar la cara de mi griego imberbe o al oír a un holandés impresionante llamarme bella mientras me comía a besos, me reía de mi misma para mis adentros "cuántos tíos en el mundo, Mila, cuántos que valen la pena, esperando hacerte feliz, quizás unas horas, quizás unos días, o quizás toda una vida, y tú colgada de un tipo inseguro, normal y ennoviado al que sólo le detectaste unas cuántas miradas; puede que sólo imaginaras que sentía algo por ti". En esos momentos, lo juro, me acordaba del señor Maravillas con una especie de melancolía entrañable, y creía que su fantasma estaba a punto de extinguirse.
Pero el verano pasó, los tipos fabulosos me dejaron felicidad y un chute de autoestima pero nada más. No me enamoraron ni me hicieron perder la cabeza, así que vuelvo a la realidad y el fantasma vuelve con ella.
Le vi ayer y como una estúpida púber se me aceleró el corazón. Fue casualidad pero las casualidades no suelen ser mi fuerte, así que supongo que algo tendría que ver que yo merodeara algo más de la cuenta por el barrio donde trabaja. Pero aún así fue casualidad. Como fue casualidad que él no tuviera prisa, que yo tampoco, que fuéramos a tomar algo, que charláramos de la vida, que nos riéramos juntos de las mismas tonterías (desde aquí agradezco a CIU que haya pixelado los ojos de un perro de peluche para preservarle la identidad en esa bazofia de DVD electoral; no sabrán nunca cuántas risas cómplices han generado). No fue casualidad que esta noche volviera a soñar con él, ni es casualidad que hoy vuelva a estar sensible y ñoña y escriba posts como éste. Además, esta vez le noté sólo cordial. Intenté desentrañar en su comportamiento, en sus palabras, alguna señal, alguna pista de que sentía algo por mi, pero no hubo suerte. Sólo casualidad.
Y me digo a mi misma que una vez más estoy en el sitio equivocado en el momento erróneo. O que tengo la estúpida habilidad de enamorarme de los hombres que no me convienen: porque no son buenas personas, porque no son capaces de hacerme sentir a mi buena persona o, como en este caso, porque simplemente ellos no se enamoran de mí.

BSO para un día gris y triste: The Organ: Memorize the city.

17 comentarios:

Anónimo dijo...

You realize the sun doesn't go down
It's just an illusion caused by the world spinning round

Do you realize?

Anónimo dijo...

El usuario anónimo tiene razón, pero a mí también me afecta esto de los días nublados... Grrrrrr...
Además, en la oficina se hace aún más duro.
Espero arreglarlo en casa: sofá, mantita, tele, vinito y cocochas de merluza... si me salen. Ojalá cocinara mejor...
Grrrrr....
Usuario anónimo 2

mila dijo...

Gracias por los ánimos, usu 1, pero por mucho que lo proclamen los Flaming Lips, el grisismo no ayuda...
Y las cocochas tampoco son mi fuerte, usu 2. En cambio el bacalao...

Luisru dijo...

Tú tranquila, Mila, hay hombres buenos en el mundo (no lo digo por mí), lo que pasa es que se hacen de rogar tanto como los días de lluvia por Madrid. Pero ya verás como tarde o temprano te sale uno al paso. Mi banda sonora favorita para los días grises es 'Ancient Heart', de Tanita Tikaram. Me encanta, pero es realmente deprimente.

ScullyMD dijo...

Mila, mujer... ánimo... es lo único que puedo intentar enviarte desde mi humilde rincón -más conocido como habitación-. El señor maravillas no sabe lo que se pierde... y lo que han ganado los griegos, los holandeses... si es que hay mucho hombre suelto por el mundo!!!!!! (o al menos, eso dicen) :P

Abogada en Bcn dijo...

Mila, seguro que ése hombre está loco por ti!!! ánimo!! fijo que te espera un invierno lleno de emociones, claro que lo del yogurin griego es difícil de superar!.

Me ha hecho mucha gracia lo de merodear más de la cuenta por el barrio donde trabaja. Ése es uno de mis fuertes cuando enfermo de amor: pasear por calles donde sé que él pasa a menudo, por donde vive, trabaja, donde compra el pan...etc. No tanto con la esperanza de encontrarlo (a veces hago estos paseos hecha un adefesio) como por "respirar" un poco su mundo.

Una tontería como una casa, vaya.

Besos y abrazos!
All you need is love!

pikonasso dijo...

¿Sabeís porqué el mundo es injusto? Porque cuando dos se pelean puedes acabar recibiendo. Pero cuando dos se besan no hay absolutamente ninguna posibilidad, repito, ninguna posibilidad de recibir un beso.
Moraleja: En la vida, sólo las cosas malas nos pasan por azar.

Dupuy Berberian. "Monsieur Jean. La teoria de los solteros"

Abogada en Bcn dijo...

Mila, pasaba por aquí para enseñarte mis botas.

Besos!

Carmen dijo...

Mila al mal tiempo buena cara, digo mala cara... ups!

pau dijo...

Invítalo a algo más.
Dile que te gustaría cenar con él. Así sales de dudas.
La autoestima es importante. Sirve para saber que puedes, que eres... Y si alguien no lo ve es que es ciego. Este tipo de ceguera no te conviene y, claro, entonces ves claro que aquello idolatrado no es tanto, no es nada, y deja de ser ídolo.

He cambiado de blog (vete a saber lo que ese durará), te dejo el nuevo.

Un abrazo y... Ánimo.

Vencido dijo...

Vaya, qué pronto nos hemos olvidado del relojito... A lo mejor, él está pensando lo mismo que tú y también tiene un bloj en el que te llama la Sra. Maravillas.

Para los días grises, nada mejor que un tango en la voz de Gardel.

"Tomo y obligo
mándese un trago
que hoy necesito el recuerdo matar..."

Anónimo dijo...

He decidido incluir este blog, que descubrí el otro día casualmente y me gustó bastante, en los "Enlaces recomendados" de mi página. Si te parece oportuno, creo que estaría bien que hicieras lo mismo con el mío. Muchas gracias.

ELRAYAn dijo...

No te preocupes, hay hombres geniales por ahí pululando (y sí, también lo digo por mí, que coño). Los sentimientos no se fuerzan, simplemente surjen, se van, se transforman...es difícil gestionarlos...Pero no fuerces, ni situaciones ni "encuentros", todo ha de pasar porque sí...

Grandes los Peaches, grandes Lali Puna. Un abrazo ;-)

JuanMa dijo...

Hey... esperemos que los grises vuelvan a ser colores :)
Besos,

...y a la mierda todo!
JuanMa

Abogada en Bcn dijo...

Eiiiii. VUELVE!!!!!!

Bueno, si es porque estás haciendo cosillas buenas por ahí como asaltando cunas griegas, no. Ya te esperamos que acabes.

jaB...!!! dijo...

Mira, yo creo que al final la vida hay que tomarsela con filosofia. Creo que cuanto más das menos recibes. A mi me ha pasado dos veces y lo que se es que recibire lo que necesito sea cuando sea. De todas formas, te entiendo y cada persona es un mundo.
Ahora me he vuelto más distante e igual 'cabroncete' y no me va mal. También es cierto que igual eres mayor que yo y buscas otras cosas. Te deseo suerte y animo. Yo creo que el destino nos pone a cada uno en nuestro debido sitio y que aunque no tengamos el derecho a recibir la mejor pareja del mundo si que nos lo podemos ganar dia a dia.
Un beso!

Ángel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.